Blogia
Mujer on constant sorrow

3 años y un día

3 años y un día

“München leuchtete”

("Múnich brillaba")

 

Gladius Dei, Thomas Mann

 

  

Fue hace tres años y un día cuando llegué a Múnich. No era la primera vez que venía, pero algo me decía que esta vez la estancia duraría algo más que los 12 meses que aseguraba el contrato de mi beca. Lloré, pues, al despegar el avión (yo, que nunca lloro en las despedidas) y me preparé mentalmente para afrontar el reto de vivir mi propio sueño.

 

Entonces Múnich era azul.          Damals leuchtete München blau.

Azul como mis sueños                Blau, wie meine Träume.

y se me colaba en el alma,          Und sickerte in mein Herz, 

despacito,                               viel versprechend;

para llenármela de deseos           nahm mir den Schlaf

y dejarme en vela                      in den blauen Nächten.

en las noches azules.                 Damals leuchtete München blau, 

Entonces Múnich era azul.           blau, wie meine Träume.

Azul como mis sueños.

 

Han pasado 3 años y un día y para mí Múnich sigue siendo azul y sigue brillando. Porque tengo la sensación, en parte aterradora, de estar exactamente donde quiero estar cumpliendo mi condena.

 

P.D: Gracias, Angelika, por la ayuda con la versión alemana del poema.

  
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

27 comentarios

Sorrow -

Sobre todo son azules las montañas, Nuria... ¡Y cómo nos gustan! ¿Verdad? Gracias por el piropo, salerosa.

Nuria -

Pues sí, puede que sea porque es azul, o porque no deja de sorprendernos (es mi tercer invierno aquí y cada uno ha sido diferente), pero sin apenas darnos cuenta cada día nos va atrapando un poquito más...
By the way, pedazo blog que tienes!
Un besito!

Sorrow -

¡Cuánto tiempo, Mexican't! Me alegro de volver a leerte por aquí. Me encanta eso de Sorrowpolis, jeje, pero sería mucho decir. De todos modos yo os seguiré contando de mi Múnich (aquí y en mi otro blog).

Un beso.

the mexican´t -

Es curioso cómo , a través de las "páginas" de tu blog has acabado por hacer de Munich una especie de Sorrowpolis. Ya casi parece una ciudad inventada. Imagino que tu creciente legión de seguidores-colaboradores irán algún día laptop en mano a recorrer y reconocer todos esos lugares a los que tú has dado ya una particularidad nueva...la de ser tus lugares, aquellos por los que pasaste. Munich como espacio recreado , reinventado o mítico, como Gotham city....más o menos

Sorrow -

Me gusta eso de "aventurera con rumbo", DON QUIJOTE, no sabes cuánto. Tal vez porque también he sido aventurera sin rumbo y sé que tarde o temprano lo volveré a ser. Pero ahora, hoy, tenerlo me proporciona mucha tranquilidad y, por qué no decirlo, felicidad.

FERNANDO, ya dije en un post pasado (noviembre, creo) que a veces no sé si yo elegí Múnich o fue ella la que me eligió a mí. Tenemos una larga historia a nuestras espaldas...

Y tú que lo sabes, JUANITO, ¿por qué no me tiras uno más a menudo? Anda, anda... ;)

Besos a los tres.

Juan -

Aahh, Paula. Cuánto dulce en tu blog.

Con lo que a ti te atrae un limón...

;-)

Fernando -

No sé si sigues condenada al universo de cielos azules de la ciudad bávara...yo sólo he estado de paso y me dejó una buena impresión de pulcritud y tranquilidad...ciertamente alemana..con esa plaza tan hermosa y su carrillón...y los amplios paseos..quizás lo más importante de una ciudad eres tú..que te sientas ubicado y encuentres tu espacio...ahora hay sitios que debe ser casi imposible...un abrazo.

Don Quijote y Sancho -

Emigrante de sueños cumplidos.
Peregrina de ciudades azules.
Aventurera con rumbo.
Maravillosa Sorrow, que seas
muy feliz. Besos.

Sorrow -

MNEZ: Nada hombre, yo también ando atacá como la Martirio...

MANDARNA, sueño en azul, en verde, en amarillo... y hasta en naranja (espero que esto último no sea un problema, jeje).

La condena se acaba con la vida, MIA. A lo que aspiro es a cumplirla a gusto y por ahora lo estoy y mucho. Será un placer iros contando ;)

Ok, dulce condena, CHURRA, pero condena al fin y al cabo...

Gute Nacht!

churra -

¿Tu condena ? pues casi suena a bendición .
Besos

mia-moore -

Toda condena llega a su fin, poder elegir en lugar donde cumplirla, no deja de ser un privilegio de unos pocos. Así que disfrútala, y claro... cuéntanosla!
Besos!

mandarina azul -

La anterior, la de los sueños también azules, era yo. :)

Anónimo -

¿Así que tú también sueñas en azul? Qué bien nos vamos a entender. Disfruta de tu Munich, y que ella disfrute de ti.

¡Besos!

mnez -

¡Ah!, perdón, como yo, - que tambien cumplo condena - estoy atacao....
Besos condenados

Sorrow -

Sigue siendo así, JULIO, lo del periódico y sigue llamando la atención a todo españolito que se pasa por aquí. Somos un caso perdido.

Besos.

Al contrario, MNEZ. ¿Tan mal me expreso? Me parece que hoy no te has leído el post, malandrín ;)

Besos desconcertados.

mnez -

Sorrow, ¿estás depre?
Un besazo

Julio -

Pues es una carcel muy bonita Munich. Yo estuve allí de veintitantos años y la recuerdo muy bonita, con muchos parques. Recuerdo, cosa que me chocó, cómo los ¿tordos? se posaban a comer en la mano. Aquí en España, los pájaros eran más asustadizos y eso era impensable. La gente también recogía el periódico en puestos callejeros sin atender, dejando su importe.

Un abrazo

Sorrow -

Como su cielo, TRINI, sus montañas, sus lagos... Azul como ese mar que me he dejado tan lejos.

Un beso.

ROSE, yo también me acuerdo de aquella mañana y de todas las que vinieron después en el Spanisches Kolleg. Y de las tardes, y de las noches... Nacht Gallery, Oly Disco, Buena Vista, y el Keller... ¡Ay el Keller! Y de Berlín y de Praga en tan buena compañía... ¡Jo, ROSE, que yo voy de mujer fatal, pero si me acuerdo de aquel año en el SPK se me ponen los pelos de punta!

Un besazo.

(Por cierto, que no sé si te voy a perdonar que me hayas dejado en bragas. ¡Eso no se hace, indiscreta! Ya veo que los ingleses no te han logrado cambiarte ;D )

Gracias, LAURA, por el piropo. Y por la visita. Saboreando estoy...

Un beso de bienvenida.

Inmigrante, peregrina... Yo ya no sé, FERFO, como llamarme (aunque tú ya lo hayas descubierto). A veces me quejo, pero ir de un lado a otro es lo que más gusta del mundo. Ahora bien, para volver, el sur... siempre el sur.

Besos.

ferfo -

Bueno P., me encanta leerte y saborear la ilusión con que vives las cosas. Una soñadora realizada, otra inmigrante de la soledad entre tu Sur y tu Norte.

Besotes

LAURA -

Enhorabuena por llevar a cabo tu sueño, porque no creo que tengas suerte por ello, sino mas bien que lo perseguiste y lo has encontrado. Saborealo y disfrútalo.

Me gusta como escribes. un saludo

rositalacosturera -

Todavia me acuerdo del lunes por la magnana desayunando, tu habias llegado la noche anterior. Fue entonces cuando te conoci, y no se por que, pero recuerdo perfectamente que ese dia habia un sol estupendo que traspasaba las ventanas del comedor...que recuerdos paula! todavia me emocionan!!!

Trini -

...Y qué lugar mejor que esta ciudad azul que te envuelve en sus raíces...

Besos

Sorrow -

Huy, CONCHI, yo espero que me quede mucha condena por cumplir, aquí o donde sea. Tal vez en un sitio donde el sol caliente un poquito más y haya mar. Por pedir que no quede ¿no?
Besos, marinera (ya te has quedado con eso, jeje).

Ahí le has dao, ADULTER. No en vano Freud era alemán y su teoría no debió de ser más que una fácil asociación de ideas. Sí que están locos estos romanos... digo... alemanes...digo...bávaros ;)

YBRIS: a veces me gusta jugar a traducir mis poemas. Es como hacerles una glosa: siempre le añades los matices que te da la lengua. El alemán en eso da mucho juego (mira que es denso ¿eh?).

Besitos mañaneros a los tres.

Ybris -

No sabes cómo te envidio. Siempre me he sentido ciudadano del mundo y me hubiese gustado vivir tan sin patria como vivo.
He estado poco en Munich, pero me la imagino encantadora por lo que cuentas.
Me encanta ese "viel versprechend" que abarca y resume todos tus deseos.
Es lo bueno que tienen las traducciones bilingües.

Besos.

Adulter -

Sueños es Traüme...Normal que estén traumados entonces, los alemanes éstos (aunque los tuyos son más tirando a bávaros, claro).:)

Conchi -

Quizás sea que, sin darte cuenta, has cumplido ya tu condena y lo estés disfrutando en libertad. Disfrútalo mucho, mientras siga siendo azul y brillante.
Un beso, mi niña.
(Que conste que lo de la barquita no fue por dar envidia, ¿eh?)
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres